Simbología del Caracol

Spread the love

Se puede estudiar muy de la sabiduría que asistencia el simbolismo del caracol. Y la primera enseñanza es que, estés pasando por buenos o pésimos instantes, tienes que seguir adelante.

Ser humilde en la victoria y noble en la derrota, y contemplar que lo que sube debe bajar. En otras expresiones, no perder el contacto con la realidad, seguir estando pegado al suelo y no dejarse llevar ni por la euforia de los éxitos ni por el mal de los fracasos.

El método del caracol también está relacionado con la paciencia en la vida. Brinda lo mismo lo rápido o retardado que vayas, si tienes claro a donde te diriges, antes o después llegarás a tu destino.

De hecho, cuando el caracol se te hace aparición tiende a ser una señal de que necesitas ir más despacio.

No solo es que no hay necesidad de apurarse en la vida, sino que las prisas son con continuidad malas consejeras. Un paso retardado pero seguro te garantiza que no habrá tropezones en el sendero, aunque necesites de más tiempo para llenar tu ruta.

Lo destacable en el desenlace de cuenta es encontrarte cómodo caminando a tu propio ritmo. No te estreses innecesariamente tratando de estar a la par con todos los demás.

Quizás tú necesitas utilizar más tiempo para sacarle todo el partido al viaje, y la aparición del caracol te pone sobre aviso de todas las cosas que te puedes estar perdiendo.

¿Te identificas con el caracol? Puntos positivos y negativos de tu personalidad

Si te identificas con el caracol, eres un sujeto reflexiva, que tiende al pensamiento profundo, pero a la vez muy deducible.

Esto resulta en que poseas alguna aptitud con el dinero, y existe quien piensa que tienes un don para abarcar tendencias que serán buenas financieramente más adelante.

Tienes una fuerte ética de trabajo. Eres transigente y te interesas muy por otra gente, lo que hace que la multitud también se preocupe por lo cual te pasa.

Das una colosal consideración a tus populares cercanos, sean o no de tu misma sangre. Cuando te preocupas por alguien, lo consideras tu familia para toda la presencia.

Trabajas duro para encontrar seguridad y seguridad, dos valores que resultan básicos en tu vida.

Entre tus puntos negativos cabe destacar que eres muy impredecible, y tienes alguna inclinación a quejarte.

Dado que valoras muy tus relaciones con la multitud, te sientes traicionado cuando ellos no sienten lo mismo. En cierto modo esa reacción viene alentada por la inseguridad que te produce no sentirte recibido.

Eres relajado y guardado por fuera, pero sensible y emocional por dentro. No muestras a los demás lo que realmente sientes.

Dicen de ti, y es verdad, que resulta difícil romper tu caparazón. Eso pasa porque temes el rechazo, y sabedor de tu frágil naturaleza, tratas de protegerte tanto como puedes.

Cuando es más viable que el caracol se muestre en tu vida

Si tienes ganas de abarcar en qué oportunidades acostumbra aparecerse el caracol, aquí tienes algunas de ellas.

– Cuando sientes que tu vida se ha estancado.

El caracol te recuerda la consideración de no seguir estando escondido e inmóvil. Si sientes que no continúas, cambia tu vida llevando a cabo algo que te inspire temor. Los desafíos no lo son si no desarrollan miedo, y son la única ocasión que tienes de llevar a cabo colosales cosas.

– Cuando llevas una vida muy acelerada.

Si sientes que en tu vida todo pasa a un ritmo más grande de lo que puedes absorber y el caracol hace aparición en ella, el mensaje es claro: tienes que tomarte una pausa que te permita llevar a cabo balance de tu vida. Las cosas que haces deberían tener sentido para ti, y si no es así es hora de que comiences a ignorar lo accesorio y concentrarte en las cosas que importan.

– Cuando tratas de omitir lo que resulta aparente que no puedes omitir

Cuando el caracol se oculta en su caparazón no escapa de la situación que tiene a su alrededor, simplemente impide tomar conciencia de ella. Aguardar que las cosas no hay no hace que los problemas desaparezcan, así que mejor que te ocupes de los asuntos repugnantes cuanto antes.

Qué puedes estudiar del caracol

Del caracol puedes estudiar que de hecho si eres retardado en algunos puntos de tu vida, puedes enfrentarte al planeta. Salir de tu caparazón es un signo de valentía.

También puedes estudiar a no entrar en discusiones que tienes perdidas. En su lugar es conveniente encontrar nuevos caminos que enriquezcan tu vida, y seguirlos a tu propio ritmo. ¡No cedas a la presión!

 

Deja un comentario